Parque de la Taconera

Imprescindible visitar este parque con peques

Si visitáis Pamplona con peques, sin duda éste es uno de los lugares que no podéis perderos. Después de la visita obligada por el casco viejo de la ciudad, esta es una opción muy buena para realizar, ya que se encuentra justo al lado.

El Parque de la Taconera es la zona verde más antigua de Pamplona, data de 1850 y se asienta junto a las murallas, estando algunas zonas integradas dentro de ellas.

Sus 90.000 m2 de superficie lo componen: caminos de grava, elementos esculturales, jardines, setos recortados, columpios, portales y sobre todo lo que más gusta a nuestras peques, es lo que alberga en su corazón, un pequeño zoo, compuesto por ciervos, pavos reales, tortugas, patos, cisnes, cabras enanas…

Por donde empezar

Un de las posibles maneras de visitarlo que os recomendamos, es que entréis por el arco de San Nicolás (Calle Bosquecillo, 3) que está situado muy cerquita de la iglesia de San Lorenzo, en donde se encuentra la capilla de San Fermín.

De ahí podéis seguir bajando por un camino de grava, hasta el monumento a Julián Gayarre. Si el ánimo de los peques está muy bajo después del paseo por el casco antiguo, nada más empezar a mano izquierda hay un pequeño parque con columpios, y podéis jugar a que sean ellos quienes lo encuentren. También justo al otro lado del camino os topareis con el café vienes, un lugar emblemático y precioso para tomar algo.

Cuando lleguéis al monumento podéis seguir hasta el Portal Nuevo. Allí nosotros siempre jugamos a ponernos uno en una esquina y otro en la otra esquina, haciendo una diagonal, y hablando bajito podéis demostrar a los peques, como usaban el “teléfonoen la edad media para comunicarse los guardianes.

Pasando el portal llegareis a la Plaza de la virgen de la O en donde hay una magnifica panorámica de algunos barrios de Pamplona. Desde ahí, luego podrías empezar otro paseo muy bonito por todas las murallas de la cara norte de Pamplona que también les gusta mucho a nuestras peques.

Volveremos por el Portal Nuevo al parque e iremos hacia la parte de los fosos donde encontraremos una zona con unos arcos abovedados desde donde podréis ver los ciervos.

Mirando hacia los fosos y en el sentido contrario de las agujas del reloj se puede hacer una ruta circular alrededor de los mismos. Empezando por un pequeño estanque en donde hay muchos animales, continuamos la ruta hasta llegar al parque de Antoniutti un parque muy arbolado y fresco que cuenta con una pista de patinaje, un parque infantil y una pista de skate, en donde también se puede hacer un alto en el camino para que los peques disfruten un rato.

Nada mas acabar la ruta circular nos encontramos otro mirador, con otro estanque más grande donde podréis disfrutar más de los animales para acabar en otro portal bastante cerca del portal de donde habíamos empezado.